Ruta Clásica

Baner Bulgaria Clasica

Ruta UNESCO

Baner Bulgaria UNESCO

Ruta Monasterios

Ruta Tradiciones

Ruta de Vino

Duránkulak: una escala en la ruta de las aves migratorias

Valora este artículo
(0 votos)

  En una tarde de verano la playa más septentrional de la costa búlgara del Mar Negro se despide sin ganas de otro día apacible. Los últimos rayos del sol se retiran lentamente de la franja de arena que se pierde en la lontananza y separa el mar de los juncales en las riberas del lago Duránkulak. Justo antes de sumergirse el sol en las aguas del lago, empieza un verdadero alboroto. De repente una bandada de aves cubre el cielo, revoloteando en una loca danza alrededor del foco ígneo, luego baja lentamente sobre el lago hasta desaparecer en sus escondites ocultos. 

  Durankulak-01 (1)Vía Póntica es el nombre de una de las principales rutas migratorias de las aves que vuelan entre Europa y África. En Bulgaria esta vía discurre por encima de las onduladas crestas del monte Strandja y las zonas húmedas a lo largo de la costa del mar Negro. A 6 km de la frontera con Rumanía las bandadas de aves hacen escala, para tomar un respiro, en el lago Duránkulak: una de las zonas húmedas mejor conservadas de Bulgaria. En medio de la tupida vegetación en la ribera anidan más de 150 especies raras y en peligro de extinción. No es de extrañar que la región sea una verdadera "mina de oro" para los ornitólogos, fotógrafos y “coleccionistas” de bellas imágenes naturales.

  Durankulak-01 (2)De la multitud plumífera multicolor, cuyos chillidos llenan el cielo sobre Duránkulak de la mañana a la noche, destaca la barnacla cuelliroja, una especie en peligro de extinción a escala mundial, que se ha convertido en emblema turístico de la zona. "Este ganso más hermoso del planeta pasa 7 mil km, desde Siberia, hasta llegar a las aguas de Duránkulak. Toda la populación de esta especie, unos 30 000 ejemplares, pasa el invierno aquí", señala Pável Simeonov del Centro de información local.

  Junto al centro hay un pequeño hotel para los aficionados a las giras ornitológicas. El misterioso mundo de las aves se ha convertido en una pasión irresistible que se adueña del pensamiento y el tiempo libre de algunos de ellos. Provistos de prismáticos y equipos fotográficos caros, los aficionados a la ornitología están dispuestos a esperar durante horas y horas, escondidos entre los juncos del lago, tan sólo para encontrarse "cara a cara” con un porrón pardo, un carricero agrícola o una garza imperial.

  Durankulak-01 (3)¿Cómo pasan las vacaciones en las orillas del lago Duránkulak estos ornitólogos? "Es difícil decir si hacen algo más, aparte de observar las aves, ya que esto ocupa todo su tiempo, - dice Pável Simeonov. - Observamos las aves desde el amanecer hasta que anochezca. Regresamos al hotel muy tarde por la noche. Incluso después de la cena volvemos a salir a escuchar a los búhos y las lechuzas.

  Antes de ir a la cama, los turistas llenan un formulario especial que incluye todas las especies de aves que el ornitólogo aficionado debería encontrar durante su gira. Algunos de los turistas vienen a Duránkulak para ver a su "lifer" - que significa una nueva especie de ave que jamás habían visto antes. A estos turistas se les llama “coleccionistas de especies”. Tenemos clientes que pagan la gira completa únicamente para ver una sola especie nueva", subraya Simeonov.

 Durankulak-01 (4) Aquí, en el extremo noreste de Bulgaria, no reinan los hombres, sino las aves. Por ahora. A pesar de los febriles planes de los inversionistas de construir campos de golf y centros vacacionales al borde del lago, este oasis de la naturaleza salvaje sigue incólume. En otoño, cuando las aves migratorias se preparan a emprender el vuelo hacia tierras más cálidas, Duránkulak se convierte en "escenario" de un espectáculo fascinante. El cielo sobre el lago, y la playa vecina se vuelven oscuros de tantos pájaros. Como aviones de caza, guiados por pilotos expertos, las aves, formando filas bien alineadas, cambian bruscamente la dirección del vuelo. En este lugar se pueden ver unas 70 mil cigüeñas despegando hacia el firmamento en perfecta sincronía, formando una nube viva de 15 km de largo que vuela con gracia en lo alto. O bien una bandada de 1500 a 2000 pelícanos flotando en el cielo, dejándose llevar por una corriente de aire caliente. Sin embargo, la mejor época para observar a las aves es la primavera, el mes de mayo para ser exactos, cuando las aves regresan de sus refugios de invierno.

  Durankulak-01 (5)"En primavera las aves cantan, se muestran activas y bellas y la gente las puede observar, - prosigue Pável Simeonov. - El período de migración también es muy interesante, cuando el horizonte se cubre de millares de “aves errantes”: pelícanos, cigüeñas, grullas. Los aficionados a la ornitología observan, además, las aves de rapiña, como águilas, halcones, gavilanes, etc.

  Aquí la fauna plumada puede ser observada durante todo el año, cada época tiene su encanto. En verano, sin embargo, cuando los centros de descanso están llenos de turistas, las aves son menos activas debido al calor que las obliga a buscar la sombra. El plumaje de la mayoría de ellas comienza a marchitarse y ya no es tan espectacular. Pero con un poco más de paciencia uno puede dar con algún que otro ejemplar interesante" – dice en conclusión Pável Simeonov.

 

Por Veneta Nikólova
Versión en español de Daniela Radíchkova

Leer 1962 veces

Últimas noticas

  • Evxinograd, residencia predilecta de los gobernantes
    Evxinograd, residencia predilecta de los gobernantes   Érase una vez un maravilloso castillo donde vivía un rey con su reina... Así comienzan muchos cuentos de hadas pero hoy les contaremos de un castillo que se encuentra a unos 500 kilómetros de Sofía. Se trata de Evxinograd, uno de los palacios búlgaros más bellos ubicado al norte de la ciudad de Varna, una de las perlas del litoral búlgaro del mar Negro. Una de las leyendas relacionadas con ese lugar cuenta que en 1821 allí fue construido un monasterio consagrado a San Demetrio.   Fue erigido en señal de gratitud hacia San Demetrio que salvó del naufragio…
  • El delfinario de Varna
    El delfinario de Varna   Desde hace 20 años el Delfinario de Varna es uno de los sitios más atractivos para los turistas en el litoral búlgaro. Es la mayor instalación de esta índole en los Balcanes, para la cría de estos mamíferos marítimos. Tiene 1200 metros de superficie e incluye una sala anfiteatral de 1134 plazas, dos piscinas grandes y otras dos, auxiliares, al cubierto, destinadas para los delfines-artistas.   El Delfinario de Varna fue inaugurado el 11 de agosto de 1984. La idea de crearlo pertenece al director de la empresa que explotó inicialmente la instalación. Él había visto semejante centro de…
  • El museo arqueológico de Varna
    El museo arqueológico de Varna   Varna es una hermosa ciudad búlgara se encuentra en la costa septentrional del Mar Negro y es el mayor puerto en el litoral búlgaro. Son muchos los lugares de interés en Varna, hoy sin embargo el objetivo de nuestro recorrido es el Museo Arqueológico de la ciudad. Sus variadas colecciones, las más variadas en comparación con las de todas las ciudades de provincia en Bulgaria, están exhibidas en un bello edificio del siglo XIX que antes fue un colegio privado de señoritas.   Las fachadas atraen la mirada con los elementos arquitectónicos característicos del barroco tardío. Toda la construcción…
  • Alhajas de oro descubiertas cerca de la ciudad de Varna
    Alhajas de oro descubiertas cerca de la ciudad de Varna   En el verano de 2007, en los términos del pueblo de Shkorpilovtsi, cerca de la capital marítima búlgara de Varna, en el noreste del país dos hombres dieron por pura casualidad con objetos de oro. Cuando llevaron su hallazgo al Museo Arqueológico de Varna, resultó que eran alhajas de oro de mediados y la segunda mitad del siglo XIV: el período del rey Iván-Alexander (1331-1371)   Con la colaboración de la sociedad de los rotarios, los dos descubridores fueron recompensados por los objetos que entregaron al museo. El tesoro consta de una diadema; cuatro aplicaciones de otra diadema; un…
  • Varna, capital marítima de Bulgaria
    Varna, capital marítima de Bulgaria   Al igual que en años anteriores, también en éste, miles de turistas nacionales y extranjeros, pasarán sus vacaciones en balnearios del litoral del mar Negro búlgaro. Una buena parte de ellos optarán por la ciudad de Varna, situada en el litoral norte del mar, atraídos por los hoteles modernos y por las condiciones excelentes de descanso y recreo. Los turistas se sienten asimismo atraídos por el variado patrimonio histórico y cultural de la villa, Varna es una de las localidades más antiguas del litoral búlgaro del mar negro.   Son testimonios de la existencia de una civilización altamente desarrollada…